Decenas de expertos trabajan desde hace días en los preparativos (foto: El Tiempo).

A 25 años de la muerte del narcotraficante colombiano, preparan la implosión para este viernes del edificio Mónaco, utilizado recientemente como punto de visita de los llamados 'narcotours'.

El edificio Mónaco, símbolo del poder y la ostentación del narcotraficante Pablo Escobar, y situado en uno de los barrios acomodados de Medellín, será demolido este viernes, veinticinco años después la muerte del capo, para cerrar un capítulo doloroso de esta ciudad colombiana.

Decenas de expertos trabajan desde hace días en los preparativos para la implosión del edificio de ocho plantas que fue residencia de Escobar y su familia y que desde su muerte, el 2 de noviembre de 1993, atrae a turistas a los llamados "narcotours".

Fuente: EFE.

Compartir

Comentarios