El impacto que recibió Altieri en combate le dejó secuelas.

Diferentes tratativas le permitirán a Jorge Altieri obtener el material que utilizó en una batalla en las islas. Un coleccionista inglés lo había puesto a la venta luego de ganarlo en una subasta.

El casco que le salvó la vida a Jorge “Beto” Altieri, un soldado de Malvinas que fue gravemente herido en la cabeza durante la batalla de Monte Longdon, estuvo a la venta en Ebay, una de las tiendas online más importantes del mundo. La publicación, titulada como “Casco de un soldado argentino de la batalla de Monte Longdon”, estaba acompañada por unas imágenes en las que se podía ver al objeto perforado por esquirlas de un disparo de un mortero.

A su vez, en las aclaraciones agregaban que el soldado había sobrevivido y que su precio era de 13.500 libras esterlinas. Altieri intentó recuperar por todas las vías posibles su casco, haciendo una abultada oferta en un remate anterior. Sin embargo, el actual propietario -un coleccionista inglés- triplicó su oferta y se quedó con el objeto.

Ahora se confirmó que, luego de diferentes tratativas y de que la historia se hiciera viral, el casco fue recuperado y ya está viajando hacia Argentina para reencontrarse con su dueño, quien agradeció a todos los que ayudaron a que se recuperara el objeto.

“La subasta se suspendió 15 minutos antes de terminar. Hubo un benefactor anónimo que posibilitó esto. El soldado ya lo sabe y está muy ansioso. Ese casco le salvó la vida”, dijo la periodista Alicia Panero, de Infobae, quien hizo pública la historia.

Al ser consultada sobre cómo fue la operatoria para la recuperación del objeto, Panero dijo: “Participó mucha gente. Trabajaron personas de la Embajada de Argentina y de Inglaterra”. “Los cascos se venden. Hay hasta medallas de Malvinas, pero no tienen ese valor. Cuando hablé con el vendedor -un coleccionista inglés-, me dijo que tenía ese precio porque el soldado estaba vivo y porque tenía los huecos de balas. Hoy mismo se vende una gorra de un marino argentino por 100 euros”, aclaró.

La historia de Jorge “Beto” Altieri: Perteneció al Regimiento de Infantería Mecanizado 7 “Coronel Conde” de La Plata, y combatió en la batalla de Monte Longdon. El ex combatiente, nacido en Banfield en 1962, una vez expresó: “En Monte Longdon fuimos atacados por un batallón de unos 500 ingleses y nosotros éramos 60”.

Fue una de las batallas más cruentas de la Guerra de Malvinas. Altieri, además, dijo que su batalla continúa: “Una vez, tuve la oportunidad de hablar con el soldado inglés Vincent Bradley que combatió contra nosotros, y me preguntó cuándo me había rendido y yo le dije: ‘Yo no me rendí ni fui tomado prisionero. La guerra mía continúa, porque a mí me sacaron de Malvinas antes de la rendición. Así que yo sigo combatiendo’”.

El casco, perforado por esquirlas de un disparo de mortero, le salvó la vida a Altieri, pero el proyectil le dejó secuelas. “Perdí tejido de la parte izquierda de mi cerebro que contiene los circuitos de conducción del brazo, la pierna y el habla. También perdí mi ojo izquierdo. Tengo una prótesis ahora”, narró el ex conscripto, quien concluyó: “Todavía recuerdo lo fría que se sentía sobre mi cara la sangre que me brotaba de la cabeza, porque en el frío de las islas todo se congelaba enseguida”.

Fuente: Crónica.

Compartir

Comentarios