Las patrullas que socorrieron el hecho no lograron dar con los delincuentes.

El uniformado abandonó unos instantes la casilla lindante al domicilio de la gobernadora de Catamarca, los sujetos aprovecharon para ingresar al mismo y huyeron con el arma.

Dos delincuentes aprovecharon un descuido del policíaque vigilaba la residencia de la gobernadora de Catamarca, Lucía Corpacci, para ingresar a la casilla de seguridad y sustraerle el arma de uso reglamentario.

Fuentes policiales informaron que el hecho denunciado en la Unidad Judicial Nº 3 sucedió en los primeros minutos de la madrugada del último lunes.

El policía que cumplía funciones de seguridad en la casilla de custodia de la residencia oficial de la Gobernadora, relató en la denuncia, que momentos antes, dejó por unos minutos el lugar, para dirigirse al baño.

Al regresar, observó a dos personas que salían presurosas de la cabina. Al ingresar, se percató de que le faltaba el arma reglamentaria que había dejado sobre la mesa.

De inmediato, el uniformado pidió colaboración a sus pares a través del comando radioeléctrico pero pese a los recorridos en la zona, las patrullas no lograron dar con el paradero de los desconocidos.

Compartir

Comentarios