La Nación recién enviará las dosis antigripales después del 15 de abril.

Ya se confirmaron 200 pacientes con el virus sincicial respiratorio y 15 casos de gripe estacional.

En lo que va del año, ya se confirmaron 200 pacientes con el virus sincicial respiratorio (VSR), el germen más común que causa infecciones en los pulmones y en las vías respiratorias de los bebés y los niños pequeños. El Ministerio de Salud ya intensificó la vigilancia, pero la campaña de vacunación antigripal recién arrancaría en la segunda quincena de abril. Otros años, los primeros días de ese mes ya arrancaban los operativos de inmunización.

Salud indicó que se registraron, además, 15 casos de influenza tipo FLU A, la H3N2, la comúnmente llamada gripe estacional.

Fuentes oficiales confirmaron retrasos en el envío de las dosis por parte del Gobierno nacional y que hasta hace unos días imperaba la incertidumbre.

Cuidados preventivos como el lavado de manos, ventilar todos los ambientes a diario y no fumar en espacios cerrados son las medidas con las que la población de Salta deberá enfrentar la ya presente circulación del virus sincicial, ante la demora de la vacuna de la gripe.

"La circulación del virus en esta temporada es diferente, porque se adelantó. Ya tenemos presencia de los primeros casos que solían aparecer a mediados de abril", explicó Paula Herrera, responsable de la Sala de Situación.

En diálogo con El Tribuno, Adriana Jure, responsable del Programa de Inmunización, recordó que los principales grupos que se tienen que vacunar son los bebés de seis meses hasta dos años, mayores de 65 años y grupos de riesgo.

"Como todos los años, la vacunación se inicia una vez que se reciben las dosis que envía el Gobierno nacional", dijo Jure. Recordó que el año pasado, la vacunación se inició la primera semana de abril, ya que las partidas de vacunas -si bien no llegaron todas juntas- ya habían arribado a esta altura.

Para vacunar a los chicos de seis meses a 2 años, mayores de 65 y personas con obesidad, diabetes, tratamientos oncológicos, embarazadas y demás sectores de riesgo, se requieren 200 mil dosis para toda la provincia.

Jure recordó que la vacuna contra la gripe no evita que la persona se engripe sino que reduce las complicaciones que pueden llevar a una internación e incluso la muerte.

La profesional destacó que los menores de dos años reciben dos dosis contra la gripe, separadas por un período de un mes y recordó que el organismo logra crear los anticuerpos para la gripe una vez colocada la vacuna, un máximo de 15 días.

En cuanto a los miedos de posibles reacciones adversas a esta inoculación, Jure destacó que son seguras y que el evento más frecuente que presentan los pacientes es dolor en el lugar de la inyección y eventualmente algún dolor corporal.

La responsable del Programa de Inmunizaciones indicó que el invierno pasado, pese a las bajas temperaturas, los resultados de la vacunación fueron positivos, a excepción del grupo de niños menores de 2 años. "Les pedimos a las familias que no se atrasen con la vacunación de los chicos, porque luego se complica cumplir con el calendario. La vacuna contra la tos convulsa también debe colocarse y evita complicaciones que pueden ser fatales para los bebés y en las embarazadas", agregó la profesional.

Dosis obligatorias para los grupos de riesgo

El año pasado se inmunizó a un alto porcentaje de la población objetivo. Adriana Jure, responsable del Programa de Inmunización, destacó que si bien la circulación de la enfermedad ya comenzó, no significa que toda la población estuvo expuesta a los tres tipos de virus que van a circular. Pero se busca que antes del inicio del invierno se haya logrado vacunar al 80 por ciento de la población objetivo. 

“A veces las vacunas que envía la Nación llegan por tandas y no se puede vacunar a todos pero se cumple en porcentajes”, indicó la funcionaria. 

En 2018, la vacunación contra la gripe logró alcanzar los objetivos en adultos mayores y en los grupos de riesgo, sin embargo no se pudo lograr estos porcentajes en los menores de dos años ya que los padres no cumplieron con la colocación de la segunda dosis. 

“La vacuna antigripal es una más del calendario obligatorio, por lo que se sigue vacunando durante todo el año. El niño que cumplió los seis meses en octubre debe recibir su vacuna antigripal igualmente”, recordó la profesional. 

Las personas que están incluidas dentro del calendario de vacunación contra la gripe reciben la dosis en forma gratuita, tengan o no obra social. 

“Cuando se habla de una vacuna de calendario se abarca a toda persona que está incluida en el grupo objetivo. Es importante que la reciba, sin importar que tenga o no obra social”, detalló la médica. Agregó que si una persona que no está incluida dentro de estos grupos y tiene obra social, puede vacunarse para evitar tener complicaciones ni tener que faltar a su trabajo. 

Otoño e invierno

Entre las vacunas recomendadas para la temporada de otoño-invierno, cuando se generan la mayoría de las afecciones respiratorias, está la dosis contra el neumococo que debe colocarse a los menores de dos años. “Esta vacuna sirve para prevenir el desarrollo de neumonías o enfermedades respiratorias invasivas en los más chicos. Esta vacuna se coloca a los dos meses, cuatro meses y a los doce meses del niño. En Argentina, desde hace dos años está disponible esta vacuna para los mayores de 65 años que suelen tener neumonías recurrentes”, agregó Jure. 

Las personas que forman parte de los grupos de riesgo, ya que padecen diabetes, cardiopatías, obesidad y son fumadores, también pueden solicitar que se les coloque esta vacuna, que consta de dos dosis, en los centros de salud, sin costo alguno y sin prescripción médica. 

Compartir

Comentarios