Arrancó con un empate

El equipo dirigido por Pablo Aimar empató sin goles frente al local en el inicio de la fase final del certamen continental. Sobre el cierre, Velazco vio la tarjeta roja.

Argentina debutó en el hexagonal final del Sudamericano Sub-17 con una igualdad sin goles ante Perú, el equipo anfitrión.

En un partido muy trabado en el que no sobraron las situaciones de gol, el equipo conducido por Pablo Aimar supo plantar batalla y, aunque sin suficiente profundidad, por momentos dominó el juego y estuvo cerca del triunfo.

Sin embargo, la falta de espacios y la injusta expulsión de Alan Velazco sobre el final, cuando Argentina parecía animarse a ir por la victoria, le impidieron sumar tres puntos que hubiesen sido fundamentales.

De todos modos, el empate no es un mal comienzo para el equipo de Aimar. Su derrotero en el Sudamericano Sub-17 continuará este viernes con el duelo ante Uruguay, por la segunda fecha del hexagonal final, que otorga cuatro plazas directas para el próximo Mundial de la categoría.

Compartir

Comentarios