El oficialismo en el Senado pondrá en marcha el debate sobre blanqueo laboral.

Se trata del proyecto presentado por el senador de Cambiemos, Roberto Basualdo. El encuentro está pautado para hoy desde las 16 y fueron invitados representantes de la CGT.

 

 Con un nuevo proyecto sobre la mesa, que no fue enviado por el Poder Ejecutivo sino presentado por el sanjuanino Roberto Basualdo, el oficialismo en el Senado pondrá en marcha el debate sobre blanqueo laboral.

Será en un plenario de las comisiones de Trabajo y Previsión Social y de Presupuesto y Hacienda, que se realizará desde las 16 en el Salón Atrio, y al que fueron invitados representantes de la Confederación General del Trabajo (CGT).

Se trata de una iniciativa similar -aunque con cambios- a la presentada en abril del año pasado, cuando el Gobierno envió en tres partes la reforma laboral. Ni en forma integral, ni en su versión dividida, esa reforma logró avanzar en el Congreso, gracias al rechazo de la central obrera y el PJ. Ahora, Cambiemos insistirá con esta propuesta, que es producto de las negociaciones entre el ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, y dirigentes de la CGT.

El proyecto, que lleva el título “regularización del empleo no registrado, lucha contra la evasión en la seguridad social y registración laboral”, establece un plazo de 365 días corridos, desde la entrada en vigencia de la norma, para los empleadores que decidan regularizar la situación de sus trabajadores en negro.

Además, estima que los empleados tendrán derecho a “computar hasta 60 meses de servicios con aportes o la menor cantidad de meses por la que se los regularice”. Y agrega que “dichos meses serán calculados sobre un monto mensual equivalente al promedio del salario básico inicial del Convenio Colectivo de Trabajo aplicable a la relación laboral, a fin de cumplir con los años de servicios requeridos por la ley”.

Para quienes se acojan en esta ley, estará prevista una condonación de las deudas de aportes y contribuciones patronales. “Los empleadores que regularicen relaciones laborales en los términos del presente régimen gozarán de una condonación del cien por ciento 100% de la deuda por capital, intereses, multas y punitorios”, indica la iniciativa.

En cuanto a la promoción del empleo, determina que los empleadores que hayan regularizado a sus trabajadores en negro y además contraten a nuevos “gozarán respecto de las mismas y por el plazo de dos años contados a partir de la registración, de la exención de las contribuciones con destino al Sistema Integrado Previsional Argentino”.

También se establece que “el empleador que no registrare una relación laboral abonará al trabajador afectado una indemnización equivalente al 25% del Salario Mínimo Vital y Móvil vigente al momento del reconocimiento de la falta de registro, por cada período mensual no registrado o el que proporcionalmente corresponda”.


Fuente: Diario Popular

Compartir

Comentarios