Los alumnos de las escuelas Doctor Aráoz y Doctor Alsina colaboraron con el proyecto.

Roger Castro, docente especializado en tecnología agropecuaria, instó a sus alumnos primarios de Burruyacú a la concreción de la conserva con el producto local por excelencia.


Que Tucumán sea una de las principales plazas mundiales de producción del limón y que el citrus sea la especialidad en el trabajo de Roger Castro, motivó al docente a la producción casera de mermeladas: "me quedaba la inquietud de utilizar las cascaras en hacer algo más util y de esto surgió hacer la mermelada", explicó Castro, que además se aventuró en la realización de la conserva con naranja amarga.

"Hace unos cuatro o cinco años, me despertó la inquietud de trabajar con el limón, en ningún supermercado van a encontrar (mermelada) de limón ni de naranja amarga, salvo algunas casas. Empezamos el desafío, investigamos y buscamos las formas de consumir", introdujo en cuanto a la producción que organizó en conjunto con sus alumnos de las clases de tecnología agropecuaria en escuelas de Burruyacú.

Castro, en visita a los estudios de LV12, expuso sus productos envasados con sus correspondientes agregados: "tenemos mermelada de naranja amarga con agregado de coreanito y de manzana verde, además del de limón con agregado de manzana. Los agregados no superan el 30% porque sino el producto tapa el gusto de la manzana y del limón", explicó.

Compartir

Comentarios