Segurola y Habana: Diego y Toresani se cruzaron en un Boca-Colón, que terminó con la expulsión del santafesino.

Diego y el Huevo fueron compañeros en Boca luego de una pelea que quedó en la historia del anecdotario del fútbol argentino: "Pensar que lo quise pelear y hoy lo lloro".

Con el consumado suicidio de Julio César Toresani, exjugador de Boca y River, quien realizó una sentida despedida fue Diego Maradona, con quien compartió una famosa anécdota. El día que el astro de la selección argentina campeona en México 86 volvía a jugar en nuestro país para Boca, en 1995, discutió con el volante que entonces jugaba por Colón de Santa Fe. 

Toresani fue expulsado y después del encuentro se quejó: "Maradona manejó el partido. Él me echó de la cancha, me gustaría encontrarlo para ver si me repite en la cara todo lo que me dijo". Diego respondió con una de sus frases célebres, en la que daba a conocer la dirección de su casa: "A ese muchacho le digo que vivo en Segurola y Habana 4310, séptimo piso. A ver si me dura 30 segundos".

"Pensar que lo quise pelear, y hoy lo lloro", inició el comunicado de Diego en sus redes sociales con una despedida que incluyó una autocrítica y acusaciones a aquellos que no lo apoyaron: "Yo pensé en traerlo como segundo mío. Lamentablemente, llegué tarde. No creí que fuese todo tan grave... Ahora, yo me pregunto, ¿por qué Boca, River o la A.F.A., no le dan apoyo a los futbolistas que pasan por esta situación? No creo que el caso de Toresani sea el único".

Ver esta publicación en Instagram

Pensar que lo quise pelear, y hoy lo lloro. Después de aquella famosa discusión, él vino a jugar a Boca, y fuimos grandes compañeros. Hablé muchas veces con él por teléfono. Yo pensé en traerlo como segundo mío. Lamentablemente, llegué tarde. No creí que fuese todo tan grave... Ahora, yo me pregunto, ¿por qué Boca, River o la A.F.A., no le dan apoyo a los futbolistas que pasan por esta situación? No creo que el caso de Toresani sea el único. Por otro lado, hay gente que conocía al Huevo mucho mejor que yo, y no hizo nada. Él era un tipo muy trabajador. Lo lamento en el alma. Mi pésame a toda su familia. Ojalá que los hijos tengan el mismo corazón que su padre.

Una publicación compartida de Diego Maradona (@maradona) el

Compartir

Comentarios