La sospechosa estaba acusada de distribuir droga en Villa Alem.

Una mujer vinculada a los allanamientos murió en el centro asistencial.

La sospechosa era una de las proveedoras de estupefacientes en Villa Alem. Creen que tomó las dosis para que no quedaran pruebas en su contra.

El jueves la Policía realizó más de 22 allanamientos en diferentes puntos de la provincia. El objetivo era desbaratar una banda de microtráfico de drogas que proveía a unos 60 quioscos de venta de estupefacientes. Más allá de los elementos secuestrados y las personas detenidas, una sospechosa falleció.

Los familiares dicen que tomó medicamentos para quitarse la vida. Hay otros que aseguran que tragó las dosis de sustancias ilegales que tenía para comercializar, con el único propósito de que no quedaran pruebas en su contra.

A tres cuadras de la Seccional 13ª, los policías se presentaron en el domicilio de una tal “Coco”. Según la investigación, la mujer era una de las proveedoras. En su casa encontraron más de $ 200.000 en efectivo, elementos de corte y una balanza. Cuando se realizaba la requisa, la acusada avisó a los custodios que se sentía mal. Fue trasladada de urgencia al hospital Padilla, donde falleció a las 18.

Compartir

Comentarios