En un registro del Indec, se observa un retroceso del 13,4% y un 12,3% respectivamente.

No se advierten síntomas de mejoría, al menos en el corto plazo.

En un registro del Indec, se observa un retroceso del 13,4% y un 12,3% respectivamente.

Las propias estadísticas oficiales  desmienten cualquier atisbo de reactivación de la producción de las diversas ramas industriales y no se advierten síntomas de mejoría, al menos en el corto plazo.

Según el relevamiento elaborado por el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), el Índice de Producción Industrial (IPI) manufacturero mostró en marzo un desplome del 13,4% comparado con el año anterior, en tanto en el primer trimestre acumula una contracción del 11,1%. De este modo, el indicador ya hilvana once meses de consecutivos de caída, una performance preocupante agravada por el hecho de que en cinco de ellos se registraron bajas de dos dígitos.

Pero quizás el dato que enciende las luces amarillas para industriales y también funcionarios, es que la variación desestacionalizada contra el mes anterior mostró un retroceso del 4,3%. Es un cambio de tendencia respecto del desempeño de enero y febrero, cuando se habían registrado mejoras del 4,5% y 2,7%, respectivamente. 

Compartir

Comentarios