La planta principal de la compañía está en la ciudad de Olavarría

La empresa Loma Negra pertenece desde 2005 al grupo brasileño Camargo Correa

Podría cerrar su planta en Benito Juárez, en ese predio trabajan actualmente unas 320 personas. Para los habitantes de la zona, un cierre implica la desaparición del pueblo.

La empresa cementera Loma Negra inició un proceso de despidos en su planta ubicada en Barker, una localidad del partido bonaerense de Benito Juárez, a unos 160 kilómetros de Olavarría. En ese predio trabajan actualmente unas 320 personas —230 empleados directos y 90 contratados— y la compañía prevé unos 100 despidos.

Sin embargo, desde Loma Negra advirtieron que si no se alcanza un acuerdo con el gremio, existe la posibilidad del cierre definitivo de la planta. La empresa anunció, a través de un comunicado, que inició un proceso de "reducción de su nómina" en la Planta Barker como consecuencia de la "readecuación de su capacidad productiva" a la realidad actual y futura del mercado de cemento.

"La decisión se toma en un contexto en el cual la compañía tiene sobrecapacidad, sumado a los altos costos de producción y a los costos logísticos que insume el funcionamiento de esa fábrica", explicaron.

La compañía, que es propiedad del grupo brasileño Camargo Correa, propuso a sus empleados mantener un turno en la planta, la relocalización de trabajadores en otras de sus plantas y planes de retiro voluntario o prejubilaciones. Pero aseguran que el sindicato local se mostró "intransigente" y no dio respuesta a la propuesta. La planta permanecerá a partir de ahora bajo un esquema de un único turno de 8 a 16 horas de lunes a viernes, y de 4 a 12 horas los días sábados.

La posibilidad del cierre de la planta, de acuerdo con los habitantes de la zona, implicaría la desaparición también del pueblo, ya que Barker es una pequeña localidad de 7.000 habitantes que no cuenta con otras industrias o grandes empresas.

"Son dos pueblos, Barker y Villa Cacique, separados por 4 kilómetros. Sin la planta esto se transforma en un pueblo fantasma", explicó Martín Isasmendi, secretario general de AOMA (Asociación Obrera Minera Argentina) seccional Barker, a Infobae. Esta tarde, el representante gremial participará de una audiencia con la empresa en la Secretaría de Trabajo.

"Venció la conciliación obligatoria y la empresa presentó un procedimiento similar a un preventivo de crisis en Trabajo la semana pasada. Nos trasmitieron un plan de 100 despidos de personal propio más los empleados tercerizados", explicó Isasmendi, y consideró que el cierre de la planta puede ser más una amenaza que un plan real de la empresa.

Isasmendi relató que Barker nació como un pequeño paraje alrededor de una estación de ferrocarril —como tantos otros pueblos de la provincia— y que Villa Cacique, la localidad vecina, directamente se creó con la construcción de la fábrica de Loma Negra en los años 50 cuando Alfredo Fortabat desarrolló la planta y al mismo tiempo levantó todo el pueblo a su alrededor, donde vivirían sus empleados.

Villa Cacique ya sufrió en 2001 el cierre de otra fábrica de la empresa, ya que la empresa desarrolló otros centros productivos y de distribución en Olavarría, Cañuelas y La Plata que la reemplazaron con tecnologías más modernas.

Loma Negra fue fundada en 1926 por el empresario Alfredo Fortabat, que descubrió la piedra caliza, materia prima del cemento, en la localidad de Olavarría. Durante décadas, luego de su muerte, fue administrada por su viuda, Amalia Lacroze de Fortabat. En 2005 pasó a manos del grupo brasileño Camargo Correa. 

Fuente: Infobae

Compartir

Comentarios