Conducción de la CGT.

La convocatoria al paro se fundamentó en la crítica situación económica y social.

La medida es contra la política económica del Gobierno nacional. Lo resolvió el Consejo Directivo de la central de trabajadores. Será la sexta huelga a la administración de Macri.

 

 En una reunión tensa en la que quedó al desnudo la división entre dirigentes duros y moderados, el Consejo Directivo de la CGT definió en la tarde de este martes convocar a un paro general de 24 horas contra el Gobierno el próximo miércoles 29. 

Será la sexta huelga que la central sindical le hace a la administración de Mauricio Macri.

Oficialmente, la convocatoria al paro se fundamentó en la crítica situación económica y social. Pero también obedece a que hay bronca acumulada con la Casa Rosada por la falta de respuesta a los pedidos para que se destraben los millonarios fondos que se le adeudan a las obras sociales sindicales.

Es más: se preveía que la central sindical peronista se encaminaba a llamar a un paro debido a que la semana pasada los dirigentes que integran la "mesa chica" de la CGT habían tomado esa decisión y la habían hecho pública. "El Gobierno tuvo tiempo para tratar de evitarlo, pero nada hizo", dijeron a Clarín fuentes sindicales.

Hubo contactos con el ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, a quien se le transmitió la molestia cegetista con que se los "extorsionara" -ese fue el término que usaron- con destrabar el dinero de las obras sociales a cambio de que avance la ley de blanqueo laboral, que se encuentra trabada en el Congreso.

Tras conocerse la decisión de la central sindical, en la Casa Rosada expresaron: "Respetamos la decisión de la CGT, ya que constituye un derecho constitucional, pero creemos que este tipo de medidas no ayudan a solucionar los problemas de los trabajadores".


Fuente: Clarín

Compartir

Comentarios