Sadop acompañó a las docentes

Docentes privados se presentaron en la Secretaría de Trabajo

Se trata del colegio Los Apóstoles, que decidió cerrar sus puertas de un día para el otro dejando al personal docente sin empleo. Los educadores reclaman el pago de deudas salariales y la correspondiente indemnización de haberes.


El Sindicato de Docentes Privados (SADOP) denunció que 14 docentes quedaron sin trabajo, tras el cierre de manera intempestiva del colegio privado Los Apóstoles, ubicado en Independencia al 3800, Barrio Policial.

Como consecuencia del cierre que se produjo el pasado 7 de marzo, los alumnos fueron reubicados en el mes de marzo por las autoridades de Educación en otros establecimientos, mientras que los trabajadores quedaron en la calle con una importante deuda salarial, sin empleo ni indemnización, señalaron desde el gremio.

Hoy, a las 8.30, en la Secretaría de Estado de Trabajo (San Martín 150) se realizó una audiencia de conciliación entre la patronal y los trabajadores que estuvieron acompañados por el sidindicato a efectos de realizar los reclamos correspondientes por deudas salariales y la correspondiente indemnización de haberes prevista por la ley.

"Teníamos una audiencia con la dueña Carolina Graneros, pero no se presentó, mandó a su abogado. La audiencia era para acordar el pago de la indeminización y de los salarios adeudados. Nosotros desde noviembre que no cobramos y tampoco contamos con la obra social. Somos 14 docentes que quedamos sin trabajo", afirmó Andrea Vélez, una de las docentes afectadas por el cierre del colegio.

Consultada por las razones que esgrimió el establecimiento para deterninar el cierre de sus puertas, la docente  contó que "el 7 de marzo nos llamaron y nos dijeron que el colegio no iba a abrir sus puertas porque no cubría la cantidad de alumnos que ellos esperaban".

En la audiencia de conciliación, el apoderado de la propietaria, Carolina Graneros se comprometió a abonar los haberes adeudados y la indemnización pero sin un plazo cierto.

Ante esta situación, SADOP resolvió "correr traslado al Ministerio de Educación de la provincia  que es quien debe controlar la solvencia económica de los colegios que autoriza a funcionar. Debemos evitar que situaciones como ésta se repitan y para ello es imprescindible la intervención preventiva con las autoridades de Educación", informaron desde el gremio.

Compartir

Comentarios