Sandra Díaz

Fotografía cedida por la Universidad Nacional de Córdoba de la científica Sandra Myrna Díaz. (EFE)

La cordobesa, especialista en biología vegetal y estudiosa del impacto de la crisis climática, comparte el galardón con la estadounidense Joanne Chory.

La bióloga Sandra Díaz ganó el premio Princesa de Asturias a la Investigación, uno de los reconocimientos más prestigiosos de todo el mundo del sector científico. Especialista en biología vegetal y estudiosa del impacto de la crisis climática, la argentina compartió el galardón con la estadounidense Joanne Chory.

 

Las científicas llevan el trabajo por separado pero sus investigaciones son ubicadas en la vanguardia de nuevas líneas de investigación en torno a la crisis climática y sus efectos, así como en la defensa de la biodiversidad.

Actualmente, estudian cómo las plantas podrían absorber el dióxido de carbono y las formas en que el ser humano sería capaz de sacar el dióxido de carbono de la atmósfera para transportarlo a un lugar de almacenamiento geológico y aislarlo de la atmósfera a largo plazo.

El presidente del jurado, el investigador Pedro Miguel Echenique, destacó sus “contribuciones pioneras” al conocimiento de la biología de las plantas, que son “trascendentales para la lucha contra el cambio climático y la defensa de la diversidad biológica”.

Chory y Díaz toman el relevo en este premio al biólogo sueco Svante Pääbo, un especialista en genética evolutiva que centró su trabajo en el estudio del genoma completo del hombre del Neandertal y las primeras poblaciones de la prehistoria.

Díaz es doctora en Ciencias Biológicas y docente de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC), donde se graduó en 1989. Además, se destaca como investigadora superior del Conicet en el Instituto Multidisciplinario de Biología Vegetal (Imbiv).

También trabajó en el Comité de Ciencias de la Tierra del Futuro, una iniciativa del Consejo Internacional para la Ciencia (ICSU), donde fue parte del desarrollo de TRY, la base de datos de los caracteres funcionales de las plantas más grande de la historia a escala mundial.

Díaz es la fundadora de Núcleo DiverSus, una red interdisciplinaria que lleva a cabo investigación primaria y síntesis sobre la biodiversidad y la sostenibilidad y fue galardonada con el Premio Nobel de la Paz otorgado en 1997, cuando formó parte del Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático (IPCC).

 

Compartir

Comentarios