Lavagna

Roberto Lavagna en su acto de campaña Crédito: Prensa Lavagna

El precandidato presidencial, Roberto Lavagna , aseguró que el pase del senador peronista Miguel Pichetto al macrismo le "causó sorpresa"

El precandidato presidencial, Roberto Lavagna , aseguró que el pase del senador peronista Miguel Pichetto al macrismo le "causó sorpresa" y subrayó que "dos cosas son centrales: coherencia y conducta". Fue su respuesta a recientes críticas del ex jefe del bloque de senadores del PJ, que había dicho que Lavagna "no tiene visión política" y "fracturó Alternativa Federal".

 

Por contrapartida, negó el malestar del gobernador socialista de Santa Fe, Miguel Lifschitz, por la designación de Juan Manuel Urtubey como su candidato a vicepresidente. "Lifschiz y Graciela Camaño han tenido una conducta y comportamiento intachables", dijo.

En una entrevista con LA NACION, el ex ministro de Economía (2002-2005) anticipó que sus dos primeras medidas de gobierno serían "ponerle plata en el bolsillo a los argentinos y bajar impuestos a la inversión".

Kirchner?

-Si hubiéramos dejado un incendio no me hubiera ofrecido la vicepresidencia, que yo no le acepté. Pero como necesitaba de los votos de la economía tuvo que aceptar que fuera ministro de Economía.

-Nunca se supo que le ofreció la vicepresidencia.

-Porque fuimos discretos. Y acepté el Ministerio de Economía porque la economía estaba en plena recuperación, la inflación estaba en 0,3 o 0,4% mensual. Se había empezado a crear trabajo. Con el gobierno de unión nacional que presidía Eduardo Duhalde salimos de una crisis mucho más grave que la actual.

-¿Cuáles cree que fueron aciertos en aquel gobierno?

-La economía caía 20% y la llevamos en 2003 a crecer 9%, y en 2004, 2005 9% y 2006.

-Mucha gente de hasta 30 años no lo conoce.

-Así es. Y el relato es que veníamos de una crisis. Si era un incendio era la primera vez en la historia que un ministro de Economía continuara en funciones después del cambio de gobierno.

-¿Por qué renunció en 2006?

-Por desentendimientos. (Kirchner) no ejecutó el fondo anticrisis que habíamos creado ni cumplió con la ley de cero impuestos a las ganancias para Pyme, aprobada por la Cámara y la dejó morir en el Senado. En la Cumbre de las Américas de Mar del Plata lo acompañé y fui muy crítico en la forma que el procedió. Luego informé un estudio sobre sobreprecios en la obra pública y que se iniciaba el proceso legal.

-Usted habló del capitalismo de amigos.

-Sí señor. El anunció por radio que ningún ministro podía ir a la reunión de IDEA en Mar del Plata y el Ministro de Economía fue. Yo hablé de cartelización en la obra pública con sobreprecios del 25% y eso se define como capitalismo de amigos.

-Lo que se investiga en la causa de los cuadernos...

-Seguramente.

-Le propuso a Kirchner aumentar tarifas para no aumentar tanto los subsidios también.

-Sí. El monto de subsidios a las tarifas era 0,5% del PBI y llegó al final del gobierno de Cristina a 5,5% del PBI. Dejamos superávit fiscal record en 108 años, en la cuenta en dólares, en la cuenta corriente, inflación en 9 y pico anual y la economía creciendo al 9% y la deuda reestructurada en 2005.

-Algunos economistas lo critican a usted por el "Cupón PBI", que aumentó los pagos.

-No saben ni de qué hablan. Hay ignorancia o mala intención. Por cada 100 dólares adicionales de crecimiento, 90 van para la economía argentina, 5 van para recomprar anticipadamente deuda, la que Argentina decidiera, y 5 dólares van para el Cupón del PBI, si se supera el 3% de crecimiento. Y eso permitió frente a la justicia norteamericana y el juez Griesa demostrar la buena intención de Argentina. Esta innovación hoy es recomendada por el FMI y muchos bancos centrales en otros países. Sin eso, Argentina no hubiera alcanzado el 76% de quita en la reestructuración.

-¿Se arrepiente de algo de su gestión hasta 2005?

-De cosas fundamentales no, porque los resultados están ahí. En el camino puede haber habido errores. En uno de los canjes internos de bonos, se permitía utilizar los bonos para impulsar la actividad económica. Hicieron una reglamentación extremadamente complicada y 24 horas después estaba simplificado.

-¿Cuáles van a ser las primeras medidas de su gobierno?

-Dos. El gobierno de Cristina se equivoca y alienta sólo al consumo y Macri dijo que va a crecer por la lluvia de inversiones. Hay que entender que la macroeconomía son rueditas, la del consumo y la de la inversión tienen que ir juntas. La tercera son las exportaciones. Entonces las dos primeras medidas son ponerle plata en el bolsillo a los argentinos, de manera gradual y progresiva, ninguna cosa brutal, y bajar impuestos a la inversión con la única condición de reinversión de utilidades y creación de empleo.

-¿Cómo se pone plata en el bolsillo de la gente?

-Ejemplos: subir un poquito del salario mínimo implica empujar el resto de la escala, que las indexaciones de préstamos y cuotas, que son por inflación pasen a ser por salarios, deja un plus en el bolsillo. Sacar una de las partecitas de los impuestos de uno de los servicios públicos. Eso pone cantidades muy importantes. Y van todas a comprar, ninguna se va afuera. Van a generar que se mueva la rueda del consumo. Y si uno alienta la de la inversión con baja de impuestos, la actividad arranca. Así arrancó en el 2002 y se mantuvo a niveles al 9% por año.

Compartir

Comentarios