millonario fraude con subsidios

Urkupiña

Solo en 2018, Urkupiña cobró $20 millones por servicios no prestados. La firma sigue percibiendo sumas indebidas. La AMT, en falta.

La Justicia Federal de Salta abrió una investigación que tiene a Transporte Urkupiña, una de las empresas de colectivos que atienden líneas en el interior de la provincia, acusada de defraudar al Estado nacional con millonarias sumas en subsidios cobradas por servicios no prestados.

La denuncia, según trascendió, fue presentada en abril por uno de los directores de la Autoridad Metropolitana de Transporte (AMT). El organismo, sin embargo, mantiene las compensaciones a la firma en los mismos niveles desde comienzos de año, cuando la asignación, el control y el pago de las compensaciones al sistema de transporte público de pasajeros (CST) quedaron bajo su exclusiva responsabilidad, al igual que los cupos de gasoil a precio diferencial.

Fuentes cercanas a la causa señalaron a El Tribuno que el fiscal Eduardo Villalba requirió a la AMT un informe general de las líneas permisionadas y un expediente que contiene la última declaración jurada que Urkupiña presentó en noviembre de 2018.

En ese documento, exigido por la resolución 201 de reordenamiento del transporte, el titular de la empresa denunciada, Rubén Severich, detalló ante la AMT los recorridos cubiertos por Urkupiña al 1 de abril de 2018. En la declaración jurada, brillaron por su ausencia dos líneas por las que la firma siguió cobrando los subsidios liquidados por el Ministerio de Transporte de la Nación hasta fines de 2018.

De hecho, hasta el día de hoy, Urkupiña conserva los beneficios irregulares. La AMT no informó la situación irregular al organismo nacional y sigue pagando a la empresa compensaciones que debería haber suspendido.

Fuente: El Tribuno

Compartir

Comentarios