Crisis en Venezuela

Huyen de Venezuela en busca de un futuro mejor

Los venezolanos huyen de la crisis, pero se encuentran con realidades iguales o parecidas a las de su país de origen. Conocé la historia de Eduardo, el joven que no pierde las esperanzas de rescatar a su padre.



Los venezolanos huyen de la crisis, pero se están encontrando con otra realidad minada de múltiples amenazas. Por décadas fueron los colombianos los que se resguardaron en Venezuela del conflicto armado. Pero ahora son los venezolanos quienes migran en busca de comida, medicamentos y otros productos que escasean en su país. 

Eduardo Franco, migró desde Venezuela hacia Colombia hace dos meses, escapando de la crisis y buscando un futuro mejor. Todo lo llevaba a pensar que instalado en Barranquillas podría alejar los fantasmas que arrastraba de su país natal, pero no fue así.

"Aquí también la situación está un poco mala para los venezolanos, sobretodo en el trabajo y en el arrendamiento de un lugar para quedarnos a vivir porque los alquielres están un poco caros", comentó a LV12. 

"Tengo dos meses aquí y tuve una mala experiencia por maltrato. No hace mucho conseguí un empleo y me trataron de lo peor. Después que hice todo el trabajo, me dijeron que no me iban a pagar", relató Eduardo. 

En Venezuela, el joven era jefe de almacén de una empresa, pero se vio obligado a renunciar e irse de su país porque el sueldo que percibía no era el suficiente para hacerle frente a su situación. 

"Tuve que venirme para acá, dejando a mi padre, porque el sueldo en Venezuela no me alcanzaba para nada", indicó. "Lo que ganaba quincenalmente me alcanzaba practicamente para comer dos días nada más, entocnes me ví en la obligación de venirme acá", agregó.  

Contó que para pasar la frontera tuvo que pagar "un carro particular" y luego "pagar para poder pasar" a Colombia. "Acá hay unas trochas donde puedes pasar, pero ahí te quitan plata para poder llegar acá y toda la gente que está en la frontera está armada y si no les pagas no te dejan pasar", graficó. 

Venezuela

Actualmente Eduardo alquila una habitación donde convive junto a otros 13 venezolanos que están en la misma situación.

Pese a haber migrado hacia Colombia, el joven sigue recibiendo malas noticias de su país. "Mi padre me acaba de enviar una nota diciendo que está peor la situación en Venezuela. Las cosas están peores, continúa el problema de la luz que se va cada 8 horas y con el agua que llega cada mes", relató.

No obstante, y ante las circunstancias adversas que está atravesando, eduardo sigue pensando en mejorar su calidad de vida, en base a un buen empleo. "En estos momentos estoy pensando en seguir adelante y si Dios me guía conseguir un buen trabajo y traerlo a mi papá y montar mi propio negocio acá", expresó esperanzado el joven que busca que la moneda le muestre su otra cara.

Venezuela

Compartir

Comentarios