eSports, una modalidad en auge.

La industria mueve millones: grandes empresas ya han puesto sus ojos en los principales equipos.

El auge de los eSports motiva el estudio de profesionales a los protagonistas: qué generos utilizan, cuántas mujeres tratan de insertarse en el ámbito y qué actividades complementan al joystick.

Eventbrite, la plataforma de venta de entradas e inscripciones a eventos, analiza el comportamiento de los gamers a través de una encuesta en la que participaron un 72% de hombres y un 28% de mujeres de todo el país. El 62% de los encuestados manifiesta destinar hasta 3 horas diarias como jugador y puede estar hasta 4 horas semanales como espectador de juegos transmitidos en vivo (85%).

En el ranking de los géneros favoritos se encuentran los siguientes: acción/aventura (Grand Theft Auto, The Last of Us) elegido por un 23%; shooter en primera persona (Half-Life, Halo) 18%; simulación (Minecraft, The Sims) 16%; Role-Playing (Mass Effect, Diablo o Final Fantasy) 15%; y las estrategias en tiempo real con títulos como el Starcraft 2, Warcraft en último lugar con el 13%.

Un 60% declaró hacerlo exclusivamente por diversión y para distraerse de sus actividades diarias, mientras que el restante 40% admite hacerlo por diversión pero que se sienten atraídos por una motivación extra: la competencia.

Un 46% afirma jugar en soledad, mientras que el 27% declara hacerlo con amigos o con un desconocido en los videojuegos multijugador. ¿Cuándo prefieren jugar? Un 44% dice que cualquier momento es bueno para jugar, mientras que el 45% indica que prefiere hacerlo por la noche, probablemente como una forma de distenderse y desconectarse de la rutina diaria y laboral.

Pero la actividad no se reduce sólo a pasar horas a solas detrás de una pantalla, sino también a participar de los eventos eSports, tal como se llaman a las competencias de videojuegos multijugador donde asisten miles de personas. Para el 41% de los encuestados, esos eventos son la oportunidad ideal para aprender a ser un mejor jugador, mientras que un 38% los aprovecha para ver en acción a sus jugadores y equipos favoritos. También hay quienes buscan en estos eventos jugar con el material interactivo presentado (37%) y ser parte de una comunidad de jugadores (34%). Esto demuestra la importancia que tiene para el gamer el perfeccionamiento de sus destrezas y el sentido de pertenencia que le otorgan a la actividad.

Los eSports en vivo son una interesante fuente de ganancia para patrocinadores y organizadores. Además de la ola de publicidad y marketing alrededor de este tipo de eventos, un 22% de los jugadores fanáticos afirman que es probable que realicen alguna compra luego de éste. Pueden gastar hasta u$s49 por mes en videojuegos y estarían dispuestos a gastar hasta $500 por una entrada a un evento de eSports en vivo. Mientras que los jugadores “apasionados”, quienes gastan menos de u$s20 en videojuegos, están dispuestos, sin embargo, a gastar hasta $350 por una entrada.

La industria mueve millones: grandes empresas ya han puesto sus ojos en los principales equipos: marcas como el fabricante de memorias para gaming Ballistix apoyan a la actividad a partir de activos sponsoreos. Uno de esos equipos es Team Liquid, Caleb Anderson, su director de Social Media, comparte una serie de tips para ser encontrado por los headhunters de una de las industrias más codiciadas. “Hay que estar dispuesto a sacrificarse y a trabajar largas horas. Esto -como en cualquier trabajo- puede abrir caminos a las carreras, especialmente para aquellos que están dispuestos a asumir nuevas responsabilidades sobre la marcha”, asegura Anderson. “Los E-sports pueden ser un trabajo muy feroz y competitivo 24/7, por lo que quien aplique para estos puestos debe poder manejarse bajo presión. Muchas cosas están fuera de nuestro control y se realizan en el último minuto con deadlines y corridas. Esa es la naturaleza del negocio. No sólo hay que estar preparado para eso, sino también sobresalir cuando eso suceda”, finaliza.

Por último, el estudio indica algunas precisiones sobre las edades de los gamers: un 36% tiene entre 24 y 29 años, mientras que un 34% tiene entre 18 y 23 años y un 11% pertenece a la franja entre los 30 y los 34 años. En los extremos de la tribu están los menores de 18 años (6%), mientras que los mayores de 50 que eligen los videojuegos con regularidad representan el 1%.

Fuente: Ámbito.

Compartir

Comentarios