La regulación existe para que el ciudadano tenga un tiempo de "reflexión" previo a emitir el voto, no "contaminado" por propaganda política. Qué se puede hacer y qué actividades están prohibidas.

Termina la primera fase de un proceso electoral dominado por la incertidumbre. Desde las 8 de la mañana del viernes rige la veda que prohíbe los actos proselitistas. En 48 horas se celebrarán las PASO, que -como su nombre lo indica- nacieron para dirimir las internas de los partidos. Sin embargo, ninguna de las 10 fuerzas o frentes que se presentan elegirá a su candidato presidencial por esta vía.

Sin embargo, la tensión está latente, en un escenario signado por la polarización. En esta batalla está en juego el poder en la Argentina por los próximos cuatro años, y oficialistas y opositores coinciden en que estas primarias podrían funcionar como una suerte de primera vuelta y la elección general, como un hipotético balotaje. 

Dos días antes

La normativa veta "la realización de actos públicos de proselitismo, y publicar y difundir encuestas y sondeos preelectorales, desde cuarenta y ocho horas antes de la iniciación de los comicios y hasta el cierre del mismo".

Tampoco se puede "publicar o difundir encuestas y proyecciones sobre el resultado de la elección durante la realización de los comicios y hasta tres horas después de su cierre", o sea, hasta las 21 del domingo.

Pero las redes sociales, que no existían cuando se creó el Código, cayeron en un vacío legal. Twitter, Facebook e Instagram, entre otras, están fuera de la veda.

Además, durante la veda tampoco se pueden "admitir reuniones de electores", "ofrecer o entregar boletas", ni abrir "organismos partidarios" en un radio de 80 metros de una mesa de votación.

12 horas antes y 3 horas después del cierre de mesas

Desde las 0 del domingo y hasta las 21 de ese día no podrán estar abiertas "las casas destinadas al expendio de cualquier clase de bebidas alcohólicas", sean mercados, restaurantes o bares.

También estarán prohibidos "los espectáculos populares al aire libre o en recintos cerrados, fiestas teatrales, deportivas y toda clase de reuniones públicas que no se refieran al acto electoral, durante su desarrollo y hasta pasadas tres horas de ser clausurado".

Compartir

Comentarios