El pasado 7 de junio un mono causó un apagón total en Kenia tras dañar el transformador principal de la central hidroeléctrica Gitaru, que está ubicada a unos 160 kilómetros al norte de Nairobi, informa el diario estadounidense 'The Washington Post'.

El primate se subió al techo de la planta hidroeléctrica antes de caer sobre un transformador, que acabó apagando. En consecuencia, en la estación se produjo una pérdida de más de 180 MW que provocó el apagón generalizado en el Estado africano. La central, que es la más importante de Kenia, está gestionada por la compañía eléctrica KenGen. 

 

 

MS

Compartir

Comentarios