Se llama Luis María Serra y es uno de los grandes compositores de música electroacústica de la Argentina.


"La música de Mirtha Legrand existe desde que yo terminé La Mary y ahí [Daniel] Tinayre me dijo que yo le iba a hacer todas las músicas. Un día me dijo: 'Va a haber unos almuerzos que va a hacer Mirtha. Hice una escenografía que es como para una reina, una emperatriz, es una cosa espectacular. Necesito una música que sea imperial'", recuerda Serra en un sillón individual, recostado sobre el respaldo. Tiene puesto un pantalón de vestir de corderoy y una polera gris con cuello medio debajo de un sweater oscuro. Sus cabellos grisáceos, peinados hacia el costado. Se ríe, juega con un manojo de llaves, va y viene en la trama de una historia infinita. "Tiene de fondo más bajos y momentos para primer plano. Está pensada para cortina. La compuse en mi casa, me habrá llevado una semana o menos. Yo tenía tanto trabajo que no tenía mucho tiempo. Te metías en eso y hasta que no la sacabas no parabas. Estaba recién casado, mis hijos eran chiquitos, iban al colegio. Tenías que laburar. Yo laburaba de eso, de todo lo que venga", dice y cuenta que la inspiración de "Emperatriz" fue "la música de la época de [Johann Sebastian] Bach y [Antonio] Vivaldi, en el clasicismo que hacían para los reyes, porque los metales en ese momento eran lo que llamaban más la atención. Estaban las fanfarrias que eran tipos que tocaban trompetas sin los botones, que era mucho más difícil que ahora. Con los labios los tipos hacían maravillas, ¿te acordás de Maurice André? Era esa onda".

Mirtha Legrand se interesó de inmediato por la historia de sus canciones y habló con Teleshow: "Es preciosa la música, a mí me encanta. Han pasado los años y no me ha cansado. Mi nieto Rocco Gastaldi está estudiando guitarra y lo primero que estudió es 'Emperatriz', lo primero que sacó en la guitarra. A donde voy, para anunciarme ponen esa canción. La gente ni sabe que se llama 'Emperatriz' pero es un tema precioso que tiene un solo de trompeta maravilloso".

Describir a Luis María Serra como el compositor de las canciones de Mirtha Legrand es simplificarlo, porque su trayectoria es realmente gigantesca. Realizó la música de un listado enorme de películas claves para el cine argentino, entre las que se pueden destacar a Juan Moreira (1973), La Mary (1974), Los chicos de la guerra, Camila y El juguete rabioso (las tres de 1984), Correccional de mujeres (el film erótico de 1986 que protagonizó Edda Bustamante), Fuga de cerebros (que contó con la actuación de Nicolás Cabré, en 1998) y la última, Las voces, de 2011. Compuso todas las canciones del programa de Mirtha Legrand: "Tema de Mirtha", "La noche de Mirtha", "Mirtha de América", "Siempre Mirtha", "Dulce Mirtha", "Brillando Mirtha", "Opus Mirtha" y el más representativo, "Emperatriz". El punto de unión entre Tinayre, Legrand y Serra es el gaucho Juan Moreira o, mejor dicho, su personaje cinematográfico. La película que realizó Leonardo Favio -basada en la novela de Eduardo Gutiérrez, publicada entre 1879 y 1880 como folletín- tuvo su música original compuesta "Pocho" Leyes y Serra. Esa sensibilidad que el sonido le agregaba a la narración del film cautivó a la pareja, por eso le pidiieron que haga la música de La Mary, dirigida por él mismo. Mirtha recuerda muy bien el momento en que vio esta película. Así se lo narró a Teleshow: "La vi y la música me deslumbró, me pareció maravillosa. Yo a las películas de Favio las iba a ver el día del estreno en la matiné, en la primera función. Volví a casa y le dije [a Daniel Tinayre] que la película me había encantado pero la música me había fascinado, que me pareció una música de otro mundo. Entonces lo llamamos a Luis María, nos hicimos amigos porque es una persona excelente. Además no hay programas que hayan perdurado con la misma música, se me ocurre, ¿no? Generalmente se cambian o se aggiornan pero esta música es característica".

Compartir

Comentarios